Murray Irrigation ha firmado un acuerdo 60 millones de dólares australianos (58 millones de dólares estadounidenses, 42 millones de euros) con Rubicon Water para modernizar su infraestructura de transporte y distribución de agua en el sur de Nueva Gales del Sur, Australia.

Este acuerdo surge tras el éxito del proyecto piloto Network Control y el lanzamiento del sistema de pedidos de agua de Murray Irrigation, el cual utiliza el software Confluent de Rubicon.

El presidente de Murray Irrigation, Noel Graham, afirmó que el acuerdo aportará beneficios significativos a Murray Irrigation.

“Firmar este contrato son buenas noticias, no solo para Murray Irrigation y sus clientes, sino también para la población de la región misma”, afirmó Graham.

“Los productos de Rubicon se instalarán en las obras de regulación y tomas de nuestros canales y la mayoría de los medidores nuevos que se van a instalar en los terrenos de los clientes son productos de Rubicon. El contrato incluye las medidas de mantenimiento y garantía”.

Los agricultores de Nueva Gales del Sur van a beneficiarse de una tecnología líder en el mundo, diseñada, fabricada, instalada, configurada y mantenida por Rubicon Water.

“Ofrecerá un servicio mucho mejor a los agricultores de Murray Irrigation, con tiempos de solicitud de agua mucho más corto, un suministro mucho más flexible y caudales más fiables a través de sus tomas parcelarias, lo que les permitirá usar su agua de forma más productiva”, afirmó el presidente de Rubicon Water Bruce Rodgerson.

“Murray Irrigation también se beneficiará de una serie de innovaciones que están diseñadas para hacer que la modernización de los sistemas de riego por gravedad sea más eficiente y más rentable”.

Murray Irrigation Ltd es la empresa de riego privada más grande de Australia y sirve a 2.400 explotaciones agrarias en el sur de Nueva Gales del Sur, a más de 748.000 ha de área operativa.